3 razones de peso para volver a estar en contacto con tu cuerpo

¿No te pasa con frecuencia que estás perdido en tu mente y no haces caso a las señales de tu cuerpo? Por ejemplo, yo me puedes pasar toda la mañana ( o todo el día)  sin comer y de repente me doy cuenta de que tengo un hambre voraz y me lanzo a la conquista del frigorífico. También me ocurre que estoy horas y horas sin parar, y cuando me siento en el sofá me quedo literalmente dormida y mi marido me tiene que despertar para acompañarme a la cama como a los niños pequeños.

Demasiadas veces presto poca atención a las señales de mi cuerpo y pierdo mucha información que me puede facilitar la vida.

 

1-      Cuerpo y mente están interrelacionados

Si vale, ya sé que no te descubro nada realmente ….. ¿estás seguro? . ¿Puedes decirme en qué parte de tu cuerpo sientes el estrés? ¿Cómo se siente en tu cuerpo la sensación de miedo? ¿Y la alegría, donde la sientes en el cuerpo?.

Si sabes responder a estar preguntas estás de enhorabuena. Un reciente estudio sobre la relación existente entre la capacidad de resiliencia y nuestra habilidad para sentir qué pasa dentro de nuestro cuerpo sugiere que las personas que somos capaces de reconocer más fácilmente las señales del cuerpo tendemos a sentir menos estrés. Esto puede aplicarse a otras muchas cosas como comer en exceso, estar demasiado ansioso o preocupado ….  Ser capaz de reconocer las sutiles señales del cuerpo o a veces las no tan sutiles, puede ayudarnos a hacer los ajustes necesarios para manejar mejor nuestras vidas. Por ejemplo, a mi me encanta viajar, pero me he dado cuenta de que el hecho de tener que sacar los billetes e imprimirlos me pone muy nerviosa, lo siento como un cosquilleo en mi pecho. Saber que este cosquilleo se debe a eso me sirve para estar más tranquila y no darle demasiada importancia a esta sensación y para darme más prisa en imprimir los billetes antes del viaje.

Por otro lado nuestros pensamientos y percepciones afectan a nuestro cuerpo. Reconocer pensamientos de ansiedad y ver cómo se reflejan en nuestro cuerpo en palpitaciones, retorcijones de tripa …. Puede ayudarnos a modificar nuestra forma de pensar y a poner menos presión a nuestro cuerpo.

 

2-      3 razones para prestar atención al cuerpo

Por si lo anterior no te ha convencido te voy a dar 3 motivos muy claros para prestar atención a las señales de nuestro cuerpo:

1-   Podemos dominar mejor el estrés: Si no somos conscientes del estrés que soportamos ( y eso pasa mucho) este se retroalimenta a lo largo del día. Se genera un ciclo parecido al siguiente : alguien me dice algo que me produce anxiedad, la anxiedad se refleja en mi cuerpo y en mi estado de ánimo, al sentirme mal produzco pensamientos que me hacen sentir peor tanto en mi cuerpo como en mi mente, esto a su vez ….. y entramos en un “círculo infernal”

Si somos capaces de reconocer las señales del estrés en nuestro cuerpo, por ejemplo un estómago encogido, una respiración que se corta …. Podemos parar el ciclo del estrés, reajustar nuestro pensamiento y darle un respiro al cuerpo .

2-   Podemos disminuir la inflamación en nuestro cuerpo: Los pensamientos y las emociones afectan al cuerpo. Si nos sentimos enfadados, estresados y muy agotados se puede (y de hecho se generan) producir respuesta inmunológica que consiste en una inflamación leve, pero continua en el tiempo, que nos hace sentir mal y hasta nos engorda. La solución a esto no es vivir más relajado, es difícil mantenerse relajado en una situación de estrés. En mi opinión es ser más conscientes de las respuestas de nuestro cuerpo y nuestra mente y ser capaces de elegir nuestra reacción. Por ejemplo en un atasco, que puede producir mucho estrés, puedes ser consciente de tus pensamientos de enfado, de la sensación de tu estómago tenso  …. Y decidir por ejemplo que aunque estás enfadado y no te apetece estar en el atasco, vas a utilizar este tiempo que inevitablemente tienes que pasar en el coche … por ejemplo para llamar a un amigo, dictar algo al teléfono ….. El hecho es el mismo, es la capacidad de elegir nuestra reacción lo que cambia las cosas.

Entiendo que esto no es fácil, pero uno de los mejores instrumentos para conseguirlo es practicar diariamente (o casi), la meditación.

3-   Podemos cuidar mejor nuestro cuerpo: si poco a poco vamos entendiendo las señales del cuerpo podemos darle una respuesta más eficaz. Por ejemplo: ¿Sabes cuales son las señales del hambre en tu cuerpo? ¿Has probado alguna vez a no comer conscientemente durante unas horas hasta que comienzas realmente a reconocer las señales del hambre en tu cuerpo? ¿Cuáles son? Las mías son una sensación de desasosiego generalizado y una sensación de vacío en el estómago.

3-      Dos ejercicios útiles para aprender a escuchar a nuestro cuerpo

El cuerpo es como un niño pequeño. Si llevas ignorándolo años tendrás que tener paciencia e ir convenciéndole poco a poco de que eres digno de confianza.

Vete escuchando cada día un poco más y verás que la información te llega cada vez más clara.

Para empezar a contactar con el cuerpo te propongo 2 ejercicios:

  • Puedes utilizar este escaner corporal breve, dura 4 minutos, lo puedes hacer sentado y te servirá para empezar a sentir tu cuerpo de manera consciente.

  • Paseo sensitivo: da un paseo de unos 20 minutos en algún lugar que te guste. Presta atención a tus sentidos: ¿qué hueles?,¿qué oyes?, ¿qué ves?, ¿Sientes algo en tu piel?,¿Hay algún sabor en tu boca?. Presta también atención a tus sentimientos ¿qué sientes ahora?¿puedes localizar este sentimiento en alguna parte de tu cuerpo?. Este ejercicio también lo puedes hacer en cualquier momento que estés solo y puedas prestarte atención, quizá cuando vas o vuelves del trabajo, al ir a recoger a los niños … unos ambientes te gustarán más que otros, pero todos sirven para practicar.
pasea utilizando todos tus sentidos

pasea utilizando todos tus sentidos

El cuerpo es como un ordenador, un ordenador biológico de potencia aún desconocida.

Tiene información muy valiosa para nosotros, contra más conectemos con él, más fácil se nos hará la vida …. Así que lo dicho, a disfrutar y a reconectar con tu cuerpo!! Dime qué te parece dar un paseo o practicar el escaner corporal. ¡Espero tus comentarios!

Reserva Ahora tu Sesión Gratuita de Coaching de 30 minutos

No podemos explicarte únicamente con palabras qué es una sesión de Coaching. Creemos que la mejor manera de conocer el Coaching es experimentándolo. Te invitamos a que reserves una sesión de Coaching con nosotros y que la experiencia hable por si misma.

SESIÓN GRATUITA

Casi estamos.

Solo tienes que dejarnos tus datos para recibir el ebook gratuito.

You have Successfully Subscribed!

You are almost finished.

Fill your name and email to receive our free ebook.

You have Successfully Subscribed!

Pin It on Pinterest

Share This